Toque de queda para región La Libertad será de 10 p.m. a 4.00 a.m.

46

Las playas quedarán cerradas desde mañana martes 22 de diciembre hasta el 4 de enero del próximo año para evitar el riesgo de aglomeración de personas y eventuales contagios de covid-19, anunció esta noche la ministra de Salud, Pilar Mazzetti Soler.

La titular del Minsa informó también que el aforo en los centros comerciales se reduce a 40 % en Tumbes, Piura, Lambayeque, La Libertad, la provincia del Santa (Áncash), Lima Metropolitana, Lima provincias y el Callao, en el referido período.

Las medidas aprobadas por el Gobierno para enfrentar al covid-19, Mazzetti detalló que el toque de queda se modifica en Tumbes, Piura, Lambayeque, La Libertad y el Santa, donde el nuevo horario es de 10:00 de la noche a 4.00 de la mañana.

En el caso de Lima Metropolitana, Lima provincias y el Callao, la inmovilización social obligatoria comenzará a las 11:00 de la noche y se prolongará hasta 4:00 de la mañana.

Mazzetti ofreció la conferencia junto a los ministros de Educación, Ricardo Cuenca, Producción, José Luis Chicoma, Comercio Exterior y Turismo, Claudia Cornejo Mohme, y Desarrollo e Inclusión Social, Silvana Vargas.

Estamos monitoreando muy de cerca la situación del covid-19 en todo el país –dijo la titular del Minsa–, con énfasis en tres variables: la ocupación de camas hospitalarias, la ocupación de las unidades de cuidados intensivos y la mortalidad por coronavirus.

En tal sentido, precisó que en coordinación con los gobiernos regionales se adoptaron medidas específicas para enfrentar la pandemia, las cuales entran en vigor mañana, martes 22 de diciembre.

Anunció que se reforzará el control migratorio en la frontera norte, en una labor conjunta con la Policía Nacional del Perú y las Fuerzas Armadas.

Respecto al aforo en los centros comerciales –y tras señalar que se reduce al 40 % de la capacidad total de estos establecimientos–, la ministra demandó la participación de los gobiernos locales para lograr que este aforo se cumpla también en los conglomerados comerciales.

En zonas comerciales como Mesa Redonda, Gamarra y el Mercado Central, en Lima, se registra en los últimos días –con ocasión de las fiestas de fin de año– una notable aglomeración de miles de personas que hace imposible cumplir con las medidas elementales para prevenir contagios de covid-19.

Solicitamos el apoyo de los municipios para que ese aforo se cumpla, se respete el distanciamiento social y se haga un adecuado control del acceso de personas, manifestó Mazzetti.