Cámara de Comercio La Libertad pide a la PCM retire cuarentena porque genera desempleo y pobreza

147

COMUNICADO

El Consejo Directivo de la Cámara de Comercio de La Libertad (CCLL) comunica a sus asociados y a la opinión pública que, tras la emisión del Decreto Supremo Nº 146-2020-PCM, en el que se dispone que la provincia de Trujillo, regrese a cuarentena, el gremio empresarial ha enviado un documento a la Presidencia del Consejo de Ministros en el que se indica lo siguiente:

  1. Manifestamos nuestra disconformidad con la norma emitida por la Presidencia del Consejo de Ministros, dado que no tiene como sustento los criterios técnicos acordes con la realidad de Trujillo, pues el número de contagios en nuestra región en el mes de agosto se viene reduciendo, en comparación con el periodo de cuarentena; asimismo, los índices de letalidad también han disminuido.
  2. En tal sentido, de acuerdo a la información publicada por la Oficina de Epidemiología e Información de la Gerencia Regional de Salud La Libertad (EPI-GERESA/LL), es evidente que la medida de cuarentena no ha mostrado efectividad en nuestra provincia por el alto nivel de informalidad, pues tanto el número de nuevos contagios como el número de fallecidos por COVID-19, fueron mayores durante el periodo de aislamiento (hasta el 30 de junio), en comparación al periodo posterior de desconfinamiento (desde el mes de julio).
Fuente: EPI-GERESA-LL

                                                                                                                                      

  • De otro lado, no podemos dejar de señalar que según Instituto de Economía y Empresa (IEE), de las aproximadamente 136 mil empresas formales que existían en La Libertad al cierre del 2019, alrededor del 30 % dejó de existir, principalmente del segmento Mype; es decir, 40 mil 800 habrían quebrado. Como consecuencia de esto, en el segundo trimestre del 2020, el empleo habría caído aproximadamente 45 % respecto a igual periodo del 2019, dejando a alrededor de 450 mil personas sin empleo (sin ingresos) en dicho período. Además, si a comienzos de este año el 25 % de nuestra población (2 millones de habitantes aproximadamente) era pobre, al cierre del 2020 este porcentaje aumentaría al 35%; es decir, tendríamos 700 mil liberteños en situación de pobreza.
  • Cabe precisar que, pese al impacto negativo de los más de tres meses de cuarentena que tuvo que soportar nuestra región, desde que se levantó dicha medida, nuestras empresas formales, desde las grandes hasta las Mypes, han realizado importantes esfuerzos para implementar los protocolos de seguridad exigidos por el Estado, a fin de contribuir al control de la epidemia a través de la seguridad sanitaria de nuestros trabajadores, clientes, proveedores y población en general; así como a la reactivación económica que el Gobierno debería promover y no entorpecer con normas de este tipo. 
  • Tampoco se ha tomado en cuenta que el retorno a la cuarentena favorecerá el incremento de la informalidad, con todos los efectos negativos que esta conlleva, como las aglomeraciones que propician los contagios, la delincuencia, el desorden, la inseguridad en la ciudad; sumado a la disminución de la recaudación fiscal que terminará afectando también al sector público. 
  • Todo esto pone en grave riesgo la sostenibilidad económica de miles de empresas y de todas las familias trujillanas que dependen de los trabajadores formales de estas empresas, quienes volverán a quedar sin un sustento, debido a que se está afectando las operaciones y propiciando la quiebra de aquellas empresas formales que aún  subsisten, y con ello se agravará el problema social  por la pérdida de miles de puestos de trabajo dignos.
  • Por lo expuesto, nuestro gremio no está de acuerdo con la inclusión de Trujillo en la reciente medida, para lo cual hemos solicitado a la Presidencia del Consejo de Ministros para que la revise y elimine del alcance de la cuarentena focalizada a la provincia de Trujillo, pues esta medida no ha demostrado ser efectiva para frenar el número de contagios, ha conseguido impactar negativamente en nuestra economía y ha promovido la informalidad, cuya recuperación tardará mucho más tiempo, según la opinión de los economistas.
  • Consideramos que ahora lo urgente es priorizar esfuerzos para atender adecuadamente las demandas del sector salud de nuestra región, con el objetivo de que se pueda brindar atención oportuna a los pacientes que lo requieran, controlar y evitar las aglomeraciones en el transporte urbano, mercados y bodegas, entidades financieras, y otros recintos con escasa ventilación, así como sensibilizar a la población para evitar comportamientos familiares y sociales inoportunos que constituyen los verdaderos focos de contagio.
  • Finalmente, reiteramos la total disposición por parte del gremio empresarial liberteño para continuar contribuyendo con las estrategias articuladas que determine el Estado, para superar la crisis sanitaria a causa del COVID-19 y evitar que el impacto a nuestra economía y la destrucción del empleo formal, sean aún más catastróficos.