Cajamarca conmemoró los 200 años de su independencia con ceremonia y paseo de bandera

20

En el marco del bicentenario de la independencia del Perú, hoy se conmemoró los 200 años del grito libertario en Cajamarca con una ceremonia y paseo de bandera en la plaza de armas de la ciudad. Estos fueron presididos por la directora ejecutiva del Proyecto Especial Bicentenario, Laura Martínez, quien señaló que esta es una ocasión para revalorar nuestra identidad e historia y para asumir el compromiso de trabajar juntos por un país mejor.

“Este un momento para revalorar y potenciar nuestra identidad, nuestra historia, porque somos herederos de una cultura milenaria […] Quiero invocarlos a que desde nuestros espacios, como vecinos, ciudadanos o funcionarios públicos podamos apoyar y sumarnos a trabajar por una sola bandera que es la del Perú”, dijo Martínez durante la ceremonia central que fue organizada por la Comisión Bicentenario de Cajamarca.

También recordó la participación en el proceso de la independencia de valerosos peruanos como Juan Basilio Cortegana, prócer cajamarquino que combatió en toda la campaña militar, hasta las batallas de Junín y Ayacucho, y cuyos manuscritos con los hechos más resaltantes de nuestra independencia han sido rescatados por el Proyecto Especial Bicentenario.

«Desde el Proyecto Bicentenario, y junto con la Biblioteca Nacional del Perú, estamos trabajando para dar a conocer el legado que dejó Juan Basilio Cortegana. Son 13 tomos de la memoria de la gesta independentista que contienen inclusive los mapas de Junín y Ayacucho de 1824», agregó Laura Martínez ante las delegaciones de las 13 provincias de Cajamarca presentes en la actividad.

La ceremonia cívica comenzó con el paseo de la bandera nacional en la plaza de armas, cumpliendo los protocolos de bioseguridad, y continuó con el izamiento del pabellón nacional y la colocación de ofrendas florales al busto del libertador José de San Martín. Entre las autoridades también estuvieron presentes la vicegobernadora Angélica Bazán; el alcalde provincial, Andrés Villar; entre otros funcionarios ediles y personal militar.

Cajamarca se liberó del yugo español un 8 de enero de 1821, al jurar, en la plaza principal y mediante cabildo abierto, su adhesión a la causa libertaria que inició don José de San Martín. Asimismo, como parte del proceso de independencia, diversas provincias del actual territorio de Cajamarca como Celendín (6 enero), San Pablo (7 de enero), Chota (12 de enero), Bambamarca (15 de enero), Jaén y San Ignacio (4 de junio), Contumazá y Cajabamba se proclamaron independientes de la corona española.